El Ayuntamiento de Madrid toma una de las decisiones más impopulares de los últimos años: restringir el tráfico en el centro por los altos índices de contaminación. Teníamos hacer una campaña para comunicar está medida, reduciendo el sentimiento negativo. Se trataba de ayudar a diseñar una nueva actitud. Pusimos todo nuestro corazón en este proyecto, buscando un símbolo para mostrar el apoyo a esta medida. 

Bronce Premios Laus